OSD Miranda, Categoría PRO, el mejor final posible.

Hemos tenido que separar la crónica en dos partes porque no hay espacio en sólo una entrada para haceros vivir todas las emociones que os queremos hacer vivir y hablar de todo lo que queremos hablar, pues son tantos los pilotos que tienen su nombre apuntado en mi libreta que incluso una sola crónica para Pro se antoja larga. Pero lo cierto es que está aquí, lista para vuestro disfrute.

diapositiva1

En el clipping. Jesús Sánchez atacaba así su primera vuelta de clasificación.

Miranda. A algunos les puede sonar a un grupo de electropop argentino. A otros les puede parecer un bonito nombre de mujer. Los más cultos puntualizarán que Miranda es la frontera entre Burgos y Vitoria. Para mí, y supongo que para los lectores de este artículo, Miranda ha sido el escenario de las increíbles emociones de la final del campeonato de España de Drift, un campeonato que como sabéis tenemos la buena costumbre de seguir.

diapositiva2

El ya conocido “trenecito” de Drifting Bastards no podía faltar en Miranda

Con las facilidades que aportó el equipo de Jesús Sánchez y una vieja Citroën camperizada para poder dormir, junto con (por fin) una ayudante en el apartado fotográfico, tenía claro que el fin de semana iba a ser un merecido fin de fiesta para un campeonato que nos ha emocionado desde la primera batalla hasta la última. Sí, hasta la última, porque no fue hasta la última batalla donde se decidió el ganador. Disfruté de este fin de semana como disfrutan los niños pequeños la primera vez que van al circo, pude sentir la emoción, el riesgo, la euforia. ¿Queréis volver a vivir la traca que terminaría el mejor campeonato de las OSD que recordamos? Pues seguid leyendo.

diapositiva3

Como siempre, un espectáculo, Óscar López sale a darlo todo

Fue un fin de semana de sorpresas. De gratas sorpresas. Cuando llegué al circuito a las 10 de la noche del viernes y nos dispusimos a cenar (mención especial y necesaria a las mandonguilles de Fanny y su familia), comenzaron las charlas que dan vida a estas crónicas, ha sido una larga espera desde Can Padró, y por fin me pude sentar, olvidar los exámenes, olvidar los problemas, y disfrutar. Algunos pilotos ya han rodado, y nos comentan el estado de la pista, muy divertida, con cambios de rasante y de ritmo, que pusieron a prueba hasta a los pilotos más experimentados. El trazado elegido fue explicado con una claridad maestra por parte de Edu Domínguez, un piloto con quien he compartido, gracias a la proximidad geográfica y a la amistad que hemos podido forjar gracias al drift, muy buenos momentos dentro y fuera de la pista.

diapositiva4

Edu Domínguez, de Speed Pig, dio un briefing claro y ameno que todos disfrutamos

A la hora de diseñar la línea, Edu, Xavi y los demás miembros de la organización escogieron una variante que, aunque un poco larga y a veces difícil de puntuar desde abajo, hizo brillar a los pilotos locales y sacó lo mejor de los habituales del campeonato. Tras una salida en bajada, la pista subía hacia una curva larga de izquierdas en la que se colocó una zona de clipping exterior. Su alta velocidad llamaba a muchos pilotos a trazarla por el interior para no perder el drift, pero los jueces hicieron su trabajo con mano dura penalizando a quien llevó la línea incorrecta. Saliendo de esta parabólica con gran velocidad, el circuito bajaba en una recta con fuerte pendiente hacia una horquilla a la derecha con un clip interior. El hecho de que la transición se tuviera que hacer justo en el cambio de rasante puso las cosas muy difíciles a los pilotos foráneos, pero al final del sábado todo el mundo pudo encontrar su manera de enlazar estas dos curvas.

diapositiva5

Gallo, quemando semislicks, presionando en la horquilla a Aritz durante los entrenamientos

Aprovechando el ángulo de la horquilla y con el uso de la potencia pura, se seguía por una pequeña recta en subida con un muro de tierra que, aunque no contó como puntuable, vimos a muchos pilotos enfrentarse a esta zona como si fuera un wallride. Una chicane con una curva de 90 grados a la derecha se abría en una más abierta hacia la izquierda con el último clip puntuable, una zona de clipping exterior que propició proximidad en las batallas. Tras esta, y siguiendo en subida, se acababa con una curva de derechas de velocidad media y de trazada libre, aunque se valoraría el tomarla por el exterior. Un trazado largo que hizo las delicias del público asistente, que fue muy numeroso, atraídos también por la gran afluencia de pilotos locales. Juzgar este trazado sería muy difícil, pero la organización se procuró, además de traer a Edu, aportar la presencia de alguien que indiscutible e incontestablemente sabe de drift, cuyos éxitos en el KOE demuestran por qué ha ganado este campeonato en dos ocasiones. Hablamos de Arnau Gómez, que siempre nos ha ilustrado con comentarios técnicos cuando se lo hemos pedido, y a quien queremos volver a ver compitiendo de nuevo. Gracias a estos genios en la torre se arbitró con justicia cada pasada, y desde abajo aplaudimos y compartimos la precisión en las puntuaciones.

diapositiva6

Nos encanta el espíritu de Drifting Barcelona, creo que ya lo hemos dicho varias veces

Llegaba a este round con una enorme y brillante sonrisa en la cara Jonathan Hernández, Perrako. “Sólo con estar aquí yo ya he ganado”, nos decía. Desde su rotura de motor en el desafortunado fin de semana del KOE, su equipo no ha parado de trabajar durísimo, han hecho una tremenda cantidad de sacrificios de todo tipo, y al final, aunque con 150 caballos menos que antes, se le asomaban las lágrimas en los ojos sólo con ver que su coche se alineaba de nuevo con el resto, el sacrificio era por fin recompensado y el trabajo de su equipo había valido la pena. Pero esto era sólo el principio, porque la recompensa mayor todavía estaba por llegar.

diapositiva7

Tomando la recta con un increíble Wallride

Otro piloto que también llegaba a este round calentito era Joan Caballer. Los acontecimientos de las últimas semanas le habían permitido llegar a Miranda con opciones matemáticas para alcanzar el título, y con el coche a punto para ganar el round. Durante esta temporada hemos visto una evolución de Joan Caballer, no sólo como piloto sino también como persona. Al principio parecía que no estaba contento con su propio rendimiento, con Perrako sacándole toda esa ventaja. Con el paso de los rounds hemos visto a un Caballer más feliz, que le importan menos los resultados y más el disfrutar del momento, que cuando se sube al coche ya no piensa tanto en ganar sino mucho más en disfrutar, y eso, para nosotros, ya lo hace un campeón.

diapositiva8

Gallo peleaba por el tercer puesto, pero lo perdió ante la magnífica actuación de Jesús

Por el tercer puesto del campeonato pelearían David Infantes, Gallo, Rubén Bolaños, César Checko y Jesús Sánchez. La regularidad de Gallo, la explosividad de Bolaños, la actitud de Infantes y la habilidad de César no pudieron hacer nada contra Jesús, que en este round fue incontestable de principio a fin. Jesús, además de ser una bellísima persona, que en su zona del paddock siempre hay buen rollo y risas por lo que últimamente no es difícil verme bajo su carpa, es uno de esos pilotos completos, que no es el mejor en ningún área específica, pero lo hace todo bien. Tiene una templanza admirable y conserva la cabeza fría en las batallas, es un estratega y gracias a ello, y a su habilidad como piloto, por supuesto, que es enorme, ha podido lograr en la temporada de contacto con su nuevo coche varios podios hasta terminar tercero en la general. Si a esto le añadimos que corre la temporada completa, no tenemos ninguna duda de que en la temporada que viene será un serio candidato a pelear por el título.

diapositiva9

César sorprendió en Can Padró y en FK1, pero no logró despuntar en Miranda

Fueron cuatro los siguientes hombres que brillaron con luz propia y que merecen tener aquí su mención. El siguiente estamos seguros que dará mucha guerra el año que viene, su montura es un S13 2JZ, viene de Manresa y se llama Marc Baila. Tenemos que recordar que estrenó su motor en Navarra, eso fue hace dos rondas, y la confianza que este catalán está cogiendo con su Nissan color mostaza lleva una progresión increíble. Estamos seguros que dará mucho que hablar la temporada que viene.

diapositiva10

Marc Baila a los mandos de su S13 2JZ, pegado a la zona de clipping

El siguiente digno de mención es conocido por todos, un youtuber mediático y artista de la mecánica que por fin parece que está cómodo con su coche. Hablamos de Goyo Díaz. El rendimiento de su E30 turbo unido a su impacto en las redes sociales se junta por fin con el hecho de que el coche va al fin como él quiere. Su E30 tiene la potencia, el agarre, la estabilidad en curva y el ángulo de dirección necesarios para estar arriba, para hacer podios. Esperamos que en este parón haya muchas tandas en Can Padró para que por fin sea uno con la máquina.

diapositiva11

¿Hay algo mejor que correr? Sí, correr con el coche que tú has construido

Siguiente párrafo especial para Abdul Al Naemi. Hasta ahora muchos pensaban que el qatarí no tenía manos suficientes para llevar el Nissan Z que en Ira Performance se ha construido a su antojo, con las mejores piezas y el mayor de los cuidados. Sin embargo, la puesta a punto y la elección de neumáticos nunca fueron de su agrado, nos dijo. Un nuevo mecánico e ingeniero, Amadeo de AF Motorsport, que lleva muchos años en el mundo del drift, se ofreció para ponerlo a punto y por fin el árabe se sintió cómodo con su Z33, que ahora luce un paragolpes delantero Rocket Bunny de TRA Kyoto y una nueva decoración.

diapositiva12

Alucinante la progresión de Abdul Al Naemi

Y por último, nuestro lanzallamas favorito, el Toyota Supra de Joaquín Soto, que ha recibido un nuevo paquete de mejoras incluyendo la reconstrucción del 7M GTE, posicionándose en un lugar interesante en el balance de potencia y habilidad (recordemos que la alianza entre Joaquín y su Supra no es nueva en esto, fue campeón de Semi Pro con esta montura).

diapositiva13

Joaquín Soto tiene manos, ¿le acompañará el coche la temporada que viene?

La acción del sábado no dejó indiferente a nadie y la clasificación fue muy divertida. Además, ver la progresión de la línea de todos los pilotos me pareció un entretenimiento de lo más interesante, cosa que pudimos comprobar al final del día proyectando grabaciones con la ayuda de una videocámara. El mejor clasificador, como viene siendo habitual, fue Joan Caballer. El ilerdense llevaba toda la mañana practicando entrar a la horquilla de backward, y a la hora de clasificar fue muy agresivo. Los jueces lo valoraron y se llevó la merecidísima primera posición, la espectacularidad de su trazada no pudo ser igualada por ninguno de sus competidores. La línea de Jesús también fue sobresaliente, con unas transiciones suaves, muy europeas, tal y como se pedía en el briefing, lo que le valió la segunda posición. Gallo, que quemando semislicks tenía una velocidad superior, pero no era tan pulcro en la línea, se tuvo que conformar con la tercera posición y Perrako sólo pudo ser cuarto. Sólo 18 pilotos clasificaron, tras la rotura del Mustang de Beni y el fallo de motor del Subviper de Óscar, que pronto se quedaron en 16.

diapositiva14

Cómo ser el primero en clasificación: Clavando todos los clippings

El Top 16 nos brindó batallas muy interesantes como la de Rodrigo Gallo contra Marc Baila o la de Bolaños contra Aritz. También hubo algún percance, Abdul Al Naemi hizo un trompo batallando  contra Óscar, pero todo quedó en eso, un susto. Cayeron Soto, Goyo, Nashai, Al Naemi, Aritz Benito, David Villar, César y Gallo. Sólo 8 pilotos quedaban, listos para hacer historia.

diapositiva15

Nashai desbancó a Aritz Aznar para asegurar su paso en el Top 16, pero cayó contra Perrako

Infantes y Caballer se enfrentaron primero. Infantes era una muy buena baza de Perrako, ya que si el vasco ganaba la batalla, Jonathan sería matemáticamente campeón. David Infantes, que llevaba muy buen ritmo todo el fin de semana, no aguantó la presión e hizo un trompo mientras perseguía al hacer la transición en el cambio de rasante. Todo quedó en un susto, no pasó absolutamente nada, pasó Caballer a las semifinales.

diapositiva17

El trompo de Infantes, por suerte, sólo quedó en un susto

Perrako se enfrentaba entonces a Alberto Canedo, Btoks. El mexicano afincado en España y pionero del drift acometió con fuerza persiguiendo al de Drifting Barcelona, pero aún con buena presión no fue suficiente para desbancarlo. Cuando dieron el veredicto a favor de Perrako se hizo el silencio. El campeonato podía decidirse de nuevo, esta vez en semifinales.

diapositiva18

Al ver la presión de Btoks algunos esperaban un One More Time

En el otro lado de la tabla Marc Baila se aprovechó de su estilo americano, atacando los clippings y sabiendo llevar bien las inercias para desbancar al aún más agresivo Rubén Bolaños, que parece que tiene las puertas hechas de imán y es siempre un fortísimo perseguidor.

diapositiva19

Duelo de motores venidos directamente de Japón

Sólo quedaba una batalla para pasar a semifinales, y en ella Jesús Sánchez se deshizo sin problemas de Óscar López. No es la primera vez que se ven las caras los dos experimentados pilotos de Evergreen, y que nadie se crea que es falta de habilidad el problema de Óscar. Igual que muchos pilotos han ido hacia arriba, la progresión del mayor de los hermanos del Turini Drift Team ha sido inversa, pues parece que su E30 con motor V8 no se comporta de la manera ágil y precisa que nos enamoró cuando lo conocimos. Me duele en el alma escribir esto, porque con Óscar me llevo fenomenal y nunca escribiría de él nada negativo, pero su coche necesita otra configuración para poder volver a estar arriba, necesita un motor más potente y a la vez ligero con el que poder volver a ser uno con la máquina. Necesita un coche más vivo, a la altura de sus manos.

diapositiva20

Nos gustaría ver a Óscar con un coche más ágil, pero ha asegurado que no piensa cambiarlo

Cuatro eran los caballeros que quedaban en la arena, cada uno en una esquina del ring. Desde mi privilegiada posición sentí que cada uno de los coches representaba una emoción. La preocupación era el Nissan amarillo de Marc Baila, era la primera vez que entraba en un Top 4 de la categoría pro. Sí, un Top 4 a la tercera ronda. Enfrentarse contra los más grandes puede imponer respeto la primera vez, pero desde aquí le avisamos que se vaya acostumbrando, porque si sigue así le va a tocar estar más veces en esa posición.

diapositiva21

Cómo se divirtió Caballer en la horquilla de Miranda!

La esperanza era otro Nissan, esta vez blanco y azul y conducido por un tal Joan Caballer. Ha aprendido que diversión es lo más importante, pero sabe que si lo hace bien, será bicampeón. Aunque tiene una enorme sonrisa en la cara, siente la presión

Un BMW blanco representaba la tensión. En él, Jonathan Hernández se concentraba, se mentalizaba. Llevaba todo el día con sudores fríos, el cuerpo revuelto, descompuesto, devolviendo, como aquellos pilotos de Fórmula 1 antes de salir a pista en la época en la que sabías que si hacías algo mal cambiarías el olor a Castrol por el del incienso. Pero no iba a parar de luchar, con sólo estar aquel día en Miranda le había hecho grande entre los grandes pero era el momento de terminar el trabajo.

diapositiva22

¿Sabes que nos vamos a jugar el campeonato en semifinales? Apunta Perrako

La euforia era de color azul, se materializaba en un E36 2JZ, y al volante estaba Jesús Sánchez. Se sentía cómodo con el coche y dispuesto a demostrar al público que el bipartidismo de Perrako y Caballer no se iba a repetir la temporada que viene, al llegar hasta el Top 4 era matemáticamente tercero en el campeonato y con él y su coche al 200% iba a pelear hasta el último segundo. ¿Estamos listos? A BATALLAR!

diapositiva24-2

Dos líneas perfectas, dos pilotos de leyenda y sólo podía pasar uno

El pulso se me aceleró de repente. Joan Caballer vs Jonathan Hernández. Una batalla que se ha repetido en varias ocasiones en este campeonato y que siempre provoca las mayores emociones. El público se levanta y grita, el ambiente vibra, el suelo tiembla. Dos pilotos muy diferentes con dos coches que nada tienen que ver, luchando por algo más que una simple batalla, aquí el campeonato estaba en juego y ninguno de los dos iba a dar su brazo a torcer. Salía primero Caballer al ser el mejor clasificador. Detrás de su oreja el motor LS de Perrako sacaba caballos de donde no los había para presionarle lo más posible. La tracción de los neumáticos Pace en el E46 no podía ser más alta mientras la goma se desvanecía al contactar con la pista. La falta de potencia del BMW de Perrako fue compensada con una línea más interior para ganar proximidad. Esto no era lo ideal pero la vuelta de ambos fue buena. Ahora le tocaba a Perrako liderar.

diapositiva23

Aquí se aprecia la línea interior de Perrako al aplicar la presión

Aunque la línea de ambos fue perfecta, la presión que Joan Caballer ejerció sobre el piloto de Drifting Barcelona fue de nivel maestro, dejándole ir ligeramente en la primera curva para compensar la diferencia de potencia, para acabar tras la cuesta abajo pegado a la puerta de Perrako, y dándole así la victoria. El segundo campeonato de Joan Caballer estaba en su mano. Para ganarlo, independientemente de lo que hiciera Perrako, sólo le quedaba ganar la final y el trofeo sería suyo.

diapositiva24

Caballer, sin embargo, no se amedrentó y empujó con todo

Por el otro lado de la tabla venían dos pilotos de la zona de Manresa. El sonido de metralleta de dos motores 2JZ retumbaba en el circuito y nada había que los pudiera parar. “El piloto que más miedo me daba era Marc Baila”, nos contaba Jesús. El impresionante rendimiento que estaba teniendo Marc provocaba más que respeto por parte de sus adversarios. Sin embargo, a la hora de batallar Jesús no se puso nervioso, lideró con contundencia y persiguió con buena presión. Al fallar Marc Baila el clipping interior él mantuvo la buena línea y pasaba a la final.

diapositiva25

Fue difícil de juzgar la batalla, un error de Baila le dio la victoria a Jesús

En la ronda de consolación Baila era de nuevo derrotado por Perrako en un increíble alarde de templanza, parecía como si no supiera que el destino de su trofeo de campeón ahora estaba a manos de Jesús Sánchez. Si Caballer ganaba, el campeonato sería del de Lleida, por tan sólo un punto. Si Caballer perdía, el trofeo máximo se iría para Barcelona. Imaginad ahora la tensión que reinaba en todo el circuito. El campeonato se decidía en la última batalla. Jesús Sánchez contra Joan Caballer.

diapositiva29

Para ganar es muy importante prestar atención en los briefings…

Y allá que se lanzaron los dos, Caballer lideraba pero Jesús había decidido que lo iba a dar todo para conseguir la victoria, iba a arriesgar al máximo para conseguir la mejor presión. Esta batalla es lo suficientemente bonita y diferente para analizarla en una entrada aparte, pues la línea del drift, no sólo aquí sino en más ocasiones en estos últimos años, pone al perseguidor en un compromiso entre línea y proximidad. Aunque en el briefing se decidió que lo más importante sería la línea, Jesús acometió como un caballero medieval a colocarse lo más pegado posible a su puerta. Esto le llevó a cometer varios errores, sacó una rueda del trazado, pasó por el clipping interior “al estilo de Takumi” y casi adelanta a Caballer al final de la última curva. Es por estos errores por los que el veredicto justo de los jueces fue 5-5, cosa que no fue entendido por algunos espectadores. Analizándolo fríamente vemos que así está bien puntuado. Ni un redactor ni un espectador es nadie para dudar de la precisión de un juez, pero el drifting es un deporte visual, y ¿qué sería del trabajo de redactor sin un poquito de controversia?

diapositiva26

La carga de Jesús, demasiado agresiva, le hizo cometer este error en el clip interior

Lo cierto es que fue un 5-5 y ahora le tocaba liderar a Jesús. Ambos quemando neumáticos Evergreen, y con Caballer con una ligera ventaja en el apartado de motor, esperábamos que la presión del de Lleida, manteniendo la línea, le daría la victoria. Pero Jesús encontró la tracción y poco a poco se fue separando de Joan durante toda la vuelta, dándole un 6-4 a su favor, y coronándolo vencedor de un round de las OSD por primera vez. Se subiría al primer cajón del podio, alcanzando la cúspide de la increíble progresión que ha tenido en esta temporada. Este suceso convertía además a Jonathan Hernández en campeón absoluto de las OSD.

diapositiva27

La alegría de tres hombres que este año han vivido buenas historias que contar a sus nietos

Del paddock emergieron entonces cientos de personas para celebrar los triunfos. Todo el equipo de Jesús Sánchez saltaba a la pista, con sonrisas de oreja a oreja y dando gritos de alegría. Estos gritos, en cambio, fueron ensordecidos por otro grupo de gente aún más numeroso y gritando aún más fuerte. Era el equipo Drifting Barcelona, envueltos en camisetas con inscripciones plateadas en las que se anunciaba que Perrako era el campeón, y portando una enorme pancarta con sus fotos, agradeciéndole así su dedicación y su lucha que a tanta gente ha hecho felices.

diapositiva31

Rigurosa foto de familia alrededor de las fabulosas máquinas triunfadoras

Dejamos el circuito tras despedirnos de todos hasta la temporada que viene. Interrumpimos la celebración de Drifting Barcelona, que en su siempre tremenda buena voluntad se ofrecieron a ayudarnos cuando el cuadro de instrumentos digital de nuestra Citroën Picasso se negaba a funcionar. Comprobamos cada fusible sin éxito (esto fue debido a la condensación que se formó al dormir dentro del coche, y el problema se arregló como por arte de magia unos días después), y mientras volvíamos a casa, sin radio y sin saber a qué velocidad íbamos, empecé a reflexionar sobre los acontecimientos.

diapositiva16

Velocidad, ángulo y línea. No es tan difícil, ¿no?

Esta temporada ha dado muchísimo de sí (personalmente sólo he faltado a una ronda), he disfrutado muchísimo y he compartido momentos geniales con gente increíble. Los coches pasaron a un plano secundario, y las personas, que ya eran para mí muy importantes, han pasado a convertirse en la base del disfrute de los fines de semana de drift.

diapositiva30

Una barra de pan de cuatro kilos para batallar con energía

Ha ganado un hombre que se lo merece más que nadie en este mundo, que ha hecho más sacrificios que un padre, y ha vivido por y para el drift. Como ya lo anunciamos en la anterior crónica, en esta casa celebramos que ha ganado el que más lo ha perseguido, y vivir su historia de esfuerzo, superación y dedicación desde pie de pista ha sido para mí uno de los puntos más positivos del año.

El round se lo ha llevado otro hombre que este año ha sido muy cercano a mí, con el que me he reído hasta llorar, con quien he trabajado y he disfrutado. Su victoria en Miranda es sólo la primera de muchas que están por venir, y espero ser de los primeros que estén ahí para verlo.

diapositiva28

La alegría de un ganador, la sonrisa de un hombre

Para despedir la última redacción del año, aparte de felicitar a Jesús por su magnífica e incontestable victoria, quiero dedicar toda esta crónica, enterita, a Jonathan Hernández y a todo el equipo de Drifting Barcelona, y creo que no hace falta que se lo explique a nadie. ENHORABUENA, CAMPEONES.

Redacción: Alberto González

Fotografía: Cande Fernández y Alberto González

Edición: Cande Fernández

Agradecimientos: (si es que ya no me cabe más texto, carajo), quiero agradecer infinitamente a la organización el no negarnos jamás el acceso, resolver las dudas que tuvimos acerca de incidentes de anteriores pruebas y haber llevado este campeonato al punto donde está ahora. A el equipo de Jesús y Fanny que nos han dado la mejor comida que jamás he probado en un fin de semana de carreras, a Gallo por darme el relevo con el proyector la noche del sábado, a Fumi que ha estado con nosotros todo el fin de semana, que es una mujer genial y que le tocará su buena parte de escrito en la crónica de AM/Semi Pro, a los chicos de GroupD que somos más amigos que gorrinos y toda la gente del circuito de Miranda, que nos han tratado estupendamente y que si todo va como tiene que ir, volveremos.

diapositiva16

En serio, Perrako, chapeau. Una temporada de 10.

Cuídense mucho, y nos vemos en la próxima. Larga vida al drift.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s