Una semana en Alemania +RoadTrip (Múnich, Parte 1)

¡Por fin! Pensé yo…

Martes 31 de Mayo, apenas son las 7 de la mañana y ya estamos subidos en un avión con destino a Múnich. Antes siquiera de habernos abrochado los cinturones, nos encontramos con la primera sorpresa de la jornada, ¿Recordáis nuestro primer reportaje; en el que juntamos dos 325i E30 ciertamente vitaminados? Pues en nuestro mismo vuelo encontramos a Álvaro -al que desde aquí mandamos un fuerte abrazo-, lo cual nos anima de forma considerable, especialmente tras el tremendo madrugón que hemos tenido que hacer.

IMG_8727-2

Una vez habiendo desembarcado, teníamos que ver qué sorpresa nos había preparado la empresa de alquiler, con qué lavadora íbamos a moveros los próximos 7 días. Simplemente esperábamos que estuviese bien y no fuese demasiado cepo, para poder hacer los viajes por las Autobahn con un ritmo digno, evitando así perder más tiempo del necesario en el trayecto entre los puntos A y B. Una vez realizado el check-in, una amable señorita nos comenta que vamos a tener el privilegio de estrenar un flamante Opel Corsa rojo, ¡Con 17km! Bueno, puede no parecer gran cosa, pero la verdad es que iba bastante desahogado y gozaba de unos consumos bastantes contenidos, para ser gasolina. Ignoramos completamente qué motor lo animaba, ya que, indistintamente, en algunos sitios ponía que se trataba de un 1.0 y en otros, un 1.4; aunque sinceramente, tampoco le dimos demasiada importancia y nos pusimos en la carretera sin perder un solo segundo.

IMG_8768

Ya habíamos puesto rumbo a la próxima parada; desde hacía años tenía ganas de conocerlo, ya que en él habitan muchos de los mejores y más emblemáticos coches fabricados por la factoría Bávara por excelencia. El Museo de BMW. Es famoso mundialmente por ser una obra arquitectónica, diseñada por el austríaco Karl Schwanzer, que luce con orgullo el logotipo de la marca, además de tener fábrica, oficinas y el Departamento de BMW Motorsport en las inmediaciones. En el breve trayecto entre el lugar en el que aparcamos nuestro pequeño Corsa, hasta el museo, un kilómetro a lo sumo, se sucedían los todopoderosos BMW M, uno tras otro. Se hacía hasta difícil ver otros coches que no fuesen de la marca y que además fuesen menos de X30, casi todos iban del 35i/d para arriba.  Igualito que aquí…

IMG_8647

Shelby GT500 Super Snake. Buena sorpresita de camino al múseo.

Sacamos nuestras entradas, y de camino a las taquillas donde dejar nuestras pertenencias (algo obligatorio en todos los museos), ante nuestros ojos allí se presentaba uno de los BMW M3 GT2 Art Car, que se fabricaron. Sinceramente, es un coche que impresiona bastante, la fisonomía del coche y el trabajo de pintura diseñado por Jeff Koons es capaz de atraer miradas hasta de aquellos que no son capaces de saber con exactitud de qué coche se trata, y en qué competiciones tomó la salida.

IMG_8666.JPG

Empezamos a bajar, se nos proyectó la introducción a una larga historia de éxitos en el mundo del motor, no sólo automovilísticos, sino también aeronáuticos y en mundo de las dos ruedas, la división Motorrad de la marca. No pretendo aburriros con una cronología sacada de la Wikipedia, es algo que cualquiera puede buscar si verdaderamente tiene interés en ello. Quiero intentar, y recalco esta palabra, intentar, transmitiros qué siente un petrolhead teniendo a escasos centímetros a unidades tan especiales como las que se custodian entre esas paredes. Aquí en España, se me antoja imposible imaginar un lugar de culto similar…

Continuamos bajando, adentrándonos en las profundidades de éste edificio de construcción vanguardista, se suceden los coches raros, las unidades inmaculadas y salas donde se conservan incontables horas de trabajo aerodinámico en los túneles de viento, en los bancos de prueba afinando cada uno los motores, tratando de extraer cada caballo posible de cada una de las apretadísimas mecánicas, y sobretodo; cientos de horas llevándolos hasta la zona roja del cuentarrevoluciones, en lo que a mi modo de ver fue la época dorada del automovilismo. Jamás pensé que vería un M3 GTR, un M3 E30 DTM, un 3.0 CSL o un 320i E21 Gr.5 en apenas 50m2.

IMG_8745

Imponente, con su poderoso V8 y su trabajada aerodinámica.

Seguimos avanzando, y en una sala central se encontraban sendos Z8 y Z1. Dos de los zeta más especiales de BMW. Personalmente tan sólo he podido ver dos Z1 y un Z8 por la calle, hace ya años… Está bien ver estos coches tan especiales en cautividad, pero preferiría verlos en la carretera haciendo aquello para lo que los ingenieros de la marca los diseñaron y construyeron, poner una sonrisa en la cara de su conductor. Aunque, he de reconocer, que no me desagrada en absoluto ver estos modelos inmaculados, como toda la Serie 3 junta en una misma sala. Una de las sagas con más historia de la marca, se presentaba ante nuestros ojos.

IMG_8711.JPG

Podría pasarme horas y horas describiendo estos modelos milímetro a milímetro, pero por motivos más que evidentes me veo abocado a proseguir con el relato, con cómo continuó nuestro día por Múnich.

La lluvia comenzó a caer sobre nosotros justo al salir del museo, y decidimos aprovechar para ir a comer, con la esperanza de que escampara. Ilusos de nosotros, estábamos en Alemania, no teníamos más remedio que hacernos a la idea de que el líquido elemento nos iba a acompañar a lo largo de toda nuestra semana allí. Como era de esperar, cuándo salimos de comer la lluvia seguía haciendo acto de presencia, así que cogimos nuestro Opel Corsa Turbo de alquiler (que prácticamente habíamos estrenado nosotros y devolvimos con 1509km más), y decidimos hacer el check-in en el hotel, que se encontraba a unos escasos 15km del bullicio de la ciudad.

IMG_8849.JPG

¡Buenas máquinas pudimos ver por Múnich!

¡Y al fin escampó! Hicimos algo de compra y volvimos al centro de la ciudad, porque de camino al hotel, y muy cerca del museo, había visto algo que me había llamado terriblemente la atención:

IMG_8830.JPG

Nos dimos un paseito por las inmediaciones del Porsche Zentrum Olympiapark, y esto es lo que nos deparó.

Sí, se trataban de un buen puñado de Bentley, Aston Martin y Porsche compartiendo recinto. Eran los parkings de dos concesionarios de lujo. Allí estuvimos un rato largo viendo los coches un poco en detalle mientras la luz nos abandonaba paulatinamente…

IMG_8836.JPG

Ya era hora de irse al hotel, pero…. ¡Un momento! Eso es un Lamborghini Huracán. El único V10 atmosférico del mercado, junto con su primo de los cuatro aros, bien merece un alto en el camino, cómo no, estábamos el concesionario oficial de Lamborghini Múnich.

Álbum completo, aquí: https://www.flickr.com/photos/104681463@N07/?

IMG_8857.JPG

Un V10 de esos que da gloria escuchar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s